Quiénes somos

Una revista diferente:

Filosofía

Contacto

c/Velázquez 105, 4ª planta
28006 Madrid
Tel.: 911 123 615 - Fax: 902 93 32 41


Marta Izquierdo, directora de IG: “Un broker debe ofrecer garantía y confianza”


Share   

Por

Lo primero que llama la atención al atravesar las puertas de IG es la ausencia de despachos. Todos los empleados están juntos en una misma sala, compartiendo espacio con los jefes. No se respira el ambiente típico de muchas empresas, que están repletas de paredes y recovecos. Aquí los muros no existen. Es como si esta multinacional que presume de transparencia, modernidad y seriedad quisiera llevar esos conceptos hasta a sus centros de trabajo. El mismo sentimiento de claridad y amplitud se puede ver también en su página web. Al contrario que otras firmas, la de IG es muy clara y trata de explicar todos los puntos de sus servicios. Es más: ofrecen demos que permiten conocer hasta el coste de sus servicios. Lo que haga falta con tal de atraer a ese inversor español que busca que sus ahorros se muevan con responsabilidad y sin sorpresas. Al frente de este grupo de 15 empleados en España (en todo el grupo la plantilla supera las 1.000 personas), está Marta Izquierdo, que nos desgrana en esta entrevista el secreto de la compañía y el de su producto más conocidos: los CFDs.

Llevan más de 40 años en los mercados. ¿Qué balance hace de todos estos años?
Nacimos en Reino Unidos y en noviembre del año pasado cumplimos 40 años como grupo. En España llevamos solo ocho. Muchas cosas han cambiado, empezando por IG. La empresa se creó para ofrecer inversiones en materias primas, concretamente en oro. De ahí nuestro nombre, que son las iniciales de investment gold. Con el tiempo, fuimos ampliando los servicios hasta llegar a nuestro producto estrella, que es el que ofrecemos también en España. Se trata de los CFDs, que son contratos por diferencia, Es un producto que tenemos desde 2000 en Inglaterra. En el resto de Europa, lo empezamos a vender en 2007, que es cuando se reguló al entrar en vigor la normativa MiFID. A partir de ese momento, decidimos desembarcar en España, Francia, Italia y Alemania. En estos momentos estamos presentes en 14 países, incluyendo Estados Unidos o Australia.

¿Cómo reaccionó el inversor español ante los CFDs? ¿Fue complicado explicarles sus ventajas?
No sabían ni lo que era. De hecho, actualmente sigue habiendo gente que sigue sin saber lo que son. Ese desconocimiento supuso un reto. Pero también una ventaja. Al ser nuevo, cuentas con más clientes potenciales. Cuando abrimos en España había muchos inversores que ya operaban con futuros y warrants. Con nosotros vieron otra oportunidad más, ya que les hablábamos de un buen producto. Los CFDs son muy flexibles. Una de sus grandes ventajas es que te permite ir tanto alcista como bajista. Esta característica ha ayudado al mercado, especialmente en años complicados como 2008, 2009 y 2010. Ha permitido que el dinero no se quedara parado y ha promovido las inversiones.

¿Siguen teniendo que explicar el producto?
Mucho más al principio, Pero nunca hemos dejado de contar sus virtudes y sus riesgos. Tenemos un programa muy potente de formación, tanto presencial como online. Y mientras haya demanda, seguiremos con esas prácticas formativas.

Además de CFDs, ¿ofrecen otro tipo de productos como inversiones en materias primas, etc.?
Sí, pero siempre a través de CFDs. Este producto te permite operar en materias primas, en divisas, en índices, incluso en tipos de interés. Puedes invertir teniendo al Euribor como referencia. En total, trabajamos en más de 10.000 mercados distintos, pero siempre partiendo de los CFDs. En otros países, como Alemania, sí que operamos directamente con acciones. En España lo haremos en el futuro, aunque todavía no hay una fecha clara. Nuestra plataforma tiene un potencial tremendo para operar con valores y entendemos que las que existen en la actualidad no son tan desarrolladas como la de IG.

dentro-3¿Por qué convertirse en especialistas en un solo producto financiero?
Porque creemos en él. Quizá suene simple pero es la verdad. Como ya he comentado, los CFDs te permiten operar tanto alcista como bajista. Otra de sus ventajas es que ayuda sacar mucho partido a tu capital porque es apalancado. Esto implica que para abrir una posición no es necesario cubrir el 100% del valor, sino un porcentaje. Los CFDs te permite diversificar mucho tu cartera. Por otro lado, desde una misma cuenta y una misma plataforma puedes operar en todos los mercados inimaginables. Un inversor puede tener acciones, un contrato del IBEX, materias primas, divisas… Al ser un producto muy flexible, te ofrece un abanico enorme. En la práctica, no es así, ya que el cliente español no aprovecha al 100% las posibilidades de diversificación y prefiere invertir en lo que conoce y controla. No tenemos a nadie que invierta en los 10.000 mercados que tenemos, pero la posibilidad existe. Esta flexibilidad no la da ningún otro vehículo financiero. Los futuros o warrants son mucho más limitados y por eso nos hemos centrado en un producto como los CFDs, que son mejores y cubren todas las casillas.

¿Qué criterios hay que tener en cuenta antes de operar con CFDs? ¿Cómo se selecciona un broker?
Tienes que tener muy claro con quién lo haces. En el mercado de CFDs se pueden diferenciar dos grupos distintos de proveedores. Tienes uno en el que estamos nosotros, que está regulados por la CNMV y por reguladores europeos, como la FCA. Dentro de este primer grupo de firmas, también hay que tener en cuenta aquellas que mantengan el dinero en España. Es decir, que cuando el cliente quiere operar no se está transfiriendo su dinero a otra entidad bancaria extranjera. Empresas que se preocupen por la formación y que te garanticen una ejecución en base a criterios de transparencia. Luego existe otro grupo de firmas que no cumple con estos criterios y que es mejor evitar. A nosotros siempre nos parece muy importante que al broker al que le vas a mandar tus fondos y con el que vas a operar, sea alguien que te ofrezca garantía y confianza. Y el mínimo imprescindible es que se esté regulado por la CNMV. Si no se tienen en cuenta estos criterios, ¿a quién vas a reclamar si existe un problema? Si mandas el dinero a Chipre y operas con alguien que trabaja según las autoridades de aquel país, pues que tengas buena suerte si surge algún problema. A IG le gusta ser consecuencia con lo que dice y por eso pedimos a nuestros clientes que antes de abrir nada, pruebe las cuentas demo y la plataforma. También debe llamar al broker y hacerle una serie de preguntas básicas sobre cómo transferir el dinero, cómo se devuelve… Es importante ir de la mano con alguien que te de seguridad.

dentro-4

En la página web tratan también de ser también transparentes y didácticos
Lo intentamos al menos. A pesar de ello, llaman clientes que necesitan más explicaciones. A esas personas las debes contestar en español por un equipo español y que esté en España. Es importante que te atienda alguien de aquí y te diga cómo lo son las cosas. No que tengas que llamar a un call center que esté en Ucrania. Quizá lo hagan bien pero será diferente. Nosotros intentamos ser muy transparentes. La demo es importante en este sentido porque explica con claridad las posiciones de entrada de salida. Se detalla también cuál será nuestra factura, el coste de financiación, etc. Todos esos puntos deben estar siempre muy claros.

¿Qué es para IG la tecnología?
La base del negocio. A veces casi nos consideramos más una empresa tecnológica que una financiera. En el mundo de los mercados los precios se mueven constantemente. Por eso es importante que una plataforma puede ejecutar una orden o ejecución en décimas de segundo. El inversor ha pedido un precio y la obligación de tu broker es dártelo. Para dar ese servicio hay que invertir mucho, y eso es lo que hacemos. Luego también apostamos por las aplicaciones móviles, que es por donde va este negocio. Ahora mismo el 30% de las operaciones que ejecutamos llegan a través de smartphones o tablets. Ese porcentaje irá en aumento y nuestra obligación es dar todas las facilidades posibles para que los clientes puedan operar sin estar sentados enfrente del ordenador. Da igual que estés de viaje, siempre debes poder trabajar con tu cartera.

¿Cuál es el tipo mayoritario de cliente?
Hay unos parámetros de semejanza, pero tenemos un espectro muy amplio. Por lo general es masculino, aunque los rangos de edad varían. Tenemos estudiantes de grados universitarios y también alumnos de MBA, a los que le interesan las finanzas y abren posiciones más pequeñas. También hay profesionales en activo, que están en lo mejor de su carrera y quieren sacar rendimiento a su dinero. Incluso jubilados, que ahora que tienen tiempo y operan con nosotros. Lo único que les une a todos es que tienen interés por los mercados, ya que nosotros no damos asesoramiento. Aquí nunca se va a aconsejar a que operes en una cosa o en otra, o que entres a corto o a largo. Nosotros te ponemos el servicio de ejecución y tú operas a través de las plataformas. Por ese motivo, siempre son personas entendidas a las que les interesan las inversiones. Por otro lado, estamos notando cada vez más un perfil más de emprendedores.

¿Ya no funciona el modelo de dejar que el broker te mueva el dinero según su experiencia?
La crisis ha provocado un desencanto de ese modelo. La gente buscar invertir por si mismas y ya no apuestan por un sistema más tradicional en el que un gestor toma las decisiones por ti.

dentro-6¿Habéis notado un aumento de interés por parte de ahorradores tradicionales ante la caída de los tipos de interés?
Por supuesto. Es un hecho también motivado también por unos años en los que los mercados han estado bajistas y volátiles y donde no se veía claro el largo plazo. Los CFDs son productos más enfocados al corto plazo y, por suerte o por desgracia, en los últimos años hemos visto tantos movimientos y tanta volatilidad que nos ha ayudado. Hasta hace poco no se veía claro una operación basada en comprar 10.000 acciones de una empresa y ver qué podía pasar a tres o cinco años. Los inversores han vivido en un escenario más cortoplacista, y ahí los CFDs funcionan muy bien. Pero cuidado, nosotros siempre hemos dicho que éste no es un producto para tener el 100% de las inversiones, sino que se trata de un complemento a una cartera que debe estar diversificada. Nunca hemos intentado convencer a un cliente para que lo meta todo en CFDs, sino que aproveche su flexibilidad y los utilice para diversificar su cartera.

¿Han cambiado tanto los mercados en los últimos años?
En plazos sí. Los depósitos a 10 años son historia. Además, ha surgido un perfil de gente más joven que se corresponde con la generación del ahora y la del me lo hago yo mismo. Ese nuevo inversor no entra en una oficina bancaria. Vamos, ni se lo plantea. Prefieren utilizar su teléfono y contratarlo todo por Internet. Ha surgido por la crisis y por el auge de la tecnología. Los CFDs y las plataformas que operan por Internet, solo pueden crecer. No veo como esto se puede dar la vuelta.

¿Qué retos tiene IG de cara a final del año y en 2016?
Hemos tenido un 24% más de ingresos a nivel grupo. En Europa se ha crecido un 18%, lo que demuestra que hay interés por lo que ofrecemos. La idea es seguir en esta línea. En un plazo más largo queremos tener el servicio de acciones, que ya poseen otras oficinas del grupo en el extranjero. Desde España estamos peleando por ello ya que nos lo demandan los clientes.

Aunque sean especialistas en mercados, ¿cómo se ve desde fuera a la economía española?
Viajo mucho y trasmito una opinión subjetiva basada en mi experiencia. Dejando esto claro, lo que más me llama la atención es que fuera de España están asombrados con nosotros. Nadie se explica cómo ha sido posible que hayamos mantenido las cosas en su sitio con las tasas de desempleo que teníamos. También sorprende la estabilidad que ha habido en todo este proceso. En cambio, lo que preocupa es el tema catalán y el fin del bipartidismo. Pero confían en nosotros. Siempre me dicen que si hemos sido capaces de salir del fondo, raro será que en las elecciones se vaya todo por la borda. Otra cosa que me sorprende es que nadie pregunta por la corrupción.

Hablando de escándalos, ¿qué habría que hacer para que no se dieran casos como el de Gowex, que ha dejado tocado al MAB?
Es muy sorprendente porque la CNMV controla, y mucho. Pienso que ha sido la excepción a la regla. Hay que proteger ese tipo de mercados alternativos, ya que son claves para que empresas pequeñas puedan acceder a la financiación.

Una última cuestión. Esto de no tener despachos, ¿es propio de la filial española o es en todo el grupo?
Es igual en la mayoría de países. Es bueno ya que favorece la comunicación con los compañeros y el trabajo en equipo. Pero no somos tan distintos al resto, aquí también ponemos el nombre en las grapadoras y calculadores porque si no, vuelan.

FOTOS: Arturo Crespo.



ÍNDICE



Siguenos también en: · Facebook · Twitter



Copyright © capital.es. Todos los derechos reservados | Política de privacidad y protección de datos | Aviso legal