Quiénes somos

Una revista diferente:

Filosofía

Contacto

c/Velázquez 105, 4ª planta
28006 Madrid
Tel.: 911 123 615 - Fax: 902 93 32 41


Los efectos del ‘Brexit’ en la Unión Europea


Share   

Por

La Unión Europea (UE) no saldría indemne de una hipotética ruptura con el Reino Unido a causa del ‘Brexit’. “Perdería un mercado con capacidad económica importante y, si hubiera aranceles, habría una reducción de las exportaciones”, asegura el economista de IE Business School Juan Carlos Martínez Lázaro. También se debilitaría la posición negociadora de la UE respecto a EEUU en lo que respecta al TTIP (Transatlantic Trade and Investment Partnership). Sin olvidar que RU es un contribuyente neto, por lo que un abandono supondría que otros tendrían que poner sobre la mesa el ‘money’ hasta ahora procedente de las islas.

¿Y qué países sentirían más ‘en sus carnes’ la escapada británica? “Los más cercanos”, asegura Pedro Aznar, profesor del departamento de Economía, Finanzas y Contabilidad de Esade. Es decir, Irlanda, Países Bajos y Alemania. La vecina Irlanda depende de Reino Unido para el 14% de sus exportaciones y el 34% de sus importaciones. “Además de las interrupciones comerciales, la reintroducción de los controles aduaneros supondría nuevos costes y tiempo perdido para las transacciones transfronterizas”, apuntan desde Crédito y Caución. Países Bajos, por su parte, es el segundo socio comercial y el segundo destino más popular para los inversores británicos. “Vive mucho del transporte y circulación de productos a través de sus puertos”, apunta Pedro Aznar. Mientras que Alemania, el mayor socio comercial en términos de volumen, vería cómo el Brexit eliminaría muchos de los beneficios del Mercado Único para su industria. “Especialmente en el sector de la automoción”, apostillan desde Crédito y Caución. Estos tres países, junto al RU, son defensores de las políticas liberales y del libre comercio. Si se produjese el rompimiento, su influencia se desinflaría, a la par que aumentaría la de otros miembros más partidarios del proteccionismo como Francia.

unioneuropea

Tampoco la geopolítica y la propia imagen saldrían ‘de rositas’: que un miembro quiera abandonar la nave debilitaría el proyecto europeo. “Sería la primera vez en su historia que no tendría una política de integración, sino de desintegración, y no estamos preparados para ello”, advierte Pol Morillas, de Cidob (Barcelona Centre for International Affairs).

Entre otras razones porque, si uno sale, podría producirse un efecto contagio. “El gobierno escocés ya ha anunciado que si Reino Unido abandonara la UE ellos pedirían un nuevo referéndum para hacer lo propio del RU. Y entonces sí podrían ganar”, indica Juan Carlos Martínez Lázaro. Porque ellos sí quieren continuar. Y eso significaría la defunción del RU. Una especie de chantaje emocional que hará que muchos votantes apuesten por la continuidad en la UE.



ÍNDICE




El medio de la generación multimedia

Siguenos también en: · Facebook · Twitter



Copyright © capital.es. Todos los derechos reservados | Política de privacidad y protección de datos | Aviso legal