Menos sueldo y más trabajo. ¿Así se motiva al empleado?

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on telegram
Share on whatsapp
Share on email
Share on print

Un buen ejemplo es el de Iberdrola que recientemente ha anunciado que está cerca de cerrar un acuerdo con los sindicatos para ligar las subidas salariales a los resultados de la empresa y no al IPC. La eléctrica, que ya fue pionera en la implantación del horario intensivo (de ocho a tres), sería la primera empresa española que utilizaría un sistema de retribución variable al estilo anglosajón, que motiva a los trabajadores y los hace partícipes de la marcha de la empresa. ¿Existe acaso mayor motivación que saber que cuánto mejor vaya la empresa mejor te va a ir a ti? La verdad es que no. Pero mucho nos tememos que esos sistemas de managment modernos tienen muy poco futuro en España. Al contrario que en otros países donde los empresarios tienen muy claro que un trabajador motivado es más productivo, en España parece que aún no ha calado suficientemente esa visión, pese a que los consultores de RRHH insisten cada día en lo importante que es motivar al talento para retenerlo. Quizá se deba a que los empresarios piensan más en términos de eficiencia que de productividad, y miran más los costes que otra cosa. Pero un salario bajo tampoco te hace que trabajes mejor, aunque la empresa crea que sí eres productivo (eficiente) porque le cuestas menos, sino que convierte al empleado en un superviviente que trabaja sin ganas, y cuya única aspiración es que llegue fin de mes para cobrar la nómina, sin aportar ideas o planes que contribuyan a mejorar la compañía. Y es que aunque algunos piensen lo contrario, la amenaza del despido no te hace más productivo. Que fuera haga mucho frío (más del 20% de parados) no es un acicate para incrementar la motivación. Tampoco lo hacen las bajadas de sueldo que en la actualidad sufren muchos, aunque en los números de la empresa se refleje lo contrario. La única solución para resolver la ecuación de productividad y motivación pasa por utilizar el ingenio por parte de los empresarios para intentar tener motivados a sus plantillas. Si no se les puede subir el sueldo, tampoco se les debería bajar, ya que un trabajador acepta cobrar lo mismo si las cosas vienen mal dadas para la empresa, pero lo que no entiende es por qué cobra menos. Otro método para mejorar la motivación de los trabajadores es a través de incentivos a largo plazo, o promesas, de que si se consiguen algunos objetivos se le reconocerá. También existen otras fórmulas para motivar sin tener que tocar el salario. Una de las más utilizadas es mejorando las condiciones laborales, fomentando la conciliación laboral y haciendo al trabajador partícipe del desarrollo de la empresa. Si la empresa gana, el empleado gana y el empresario gana. En esta línea de buscar la participación se encuentra la última idea de Diageo, la líder mundial de bebidas espirituosas, que ha convertido a los empleados de la filial española en diseñadores de las nuevas oficinas, dejándoles la responsabilidad de todo para lograr así un lugar de trabajo donde se encuentren a gusto. Pero en esta situación de crisis no se suelen dar demasiado este tipo de acciones. Muy al contrario, al trabajador se le pide más y se le da menos. Ante esto, es necesario que el empresario cuide todos los demás detalles, ya que cualquier cosa puede hacer que se desmotive todavía más. Por tanto, es vital para mejorar la productividad tratar a los operarios como personas y no como meras herramientas. Con sólo eso quizá se podrían alcanzar grandes metas.]]>

11 COMENTARIOS

  1. Al final, viviremos para trabajar. Nada de remuneraciones, trabajar por trabajar, ese es nuestro destino. Dar nuestra vida a cambio de nada. Nuestro trabajo será nuestro opio, nuestra religión, nuestra vida al servicio de nuestra empresa… El que la tenga.
    Por que existirán aquellos que desagradecidos y desalmados sin pasado, sin futuro, sin presente serán culpables de la ignominia del desempleo. Estar parado será peor que estar muerto. Negar tu tiempo, tu salario, tu vida al sistema, a la empresa, “Outcast!”.
    Así es como nos quieren y así nos tendrán…

  2. Este artículo demuestra que para ser empresario en españa no hace falta un ápice de cerebro ni sentido común, más bién al revés. Que haya que escribir esto en una revista, cuando es tan absolutamente evidente, produce una vergüenza ajena y una desazón muy poco motivadoras. En fin, si estos son nuestros empresarios, estamos muy jodidos, amigos.

  3. Realmente el aúncio publicado tiene gran parte de razón, pero perdone que le diga que esto se sabe de largo hace ya mucho tiempo, lo que pasa que en España nunca y repito nunca se ha sabido dirigir viendo los partidos pòliticos que tenemos desgraciadamente te das cuenta que quien tiene una empresa es igual de malo o peor. Pero realmente tiene la culpa el empresario?, el sindicato que nos ayuda en todo momento y lucha por nosotros…ja ja ja?,o los prencipales culpables somos nosotros que realmente en que no lo creyamos somos el motor de este pàtetico y penoso païs. DESGRACIADAMENTE HASTA QUE NO NOS UNAMOS NOSOTROS ESTO NUNCA CAMBIARÄ.

  4. Estoy con Gustavo en que gran parte de la culpa recae también sobre nosotros mismos. Caso de estudio visto mil veces: en mi antigua empresa empezamos a reivindicar nuestros derechos, entran los sindicatos en juego (que por supuesto no hacen nada), la empresa corta media docena de cabezas (entre ellas la mía). Un año después, cualquier actividad subversiva ha desaparecido. Fuera hace mucho frío, pero a mi me dolía más continuar tragando a diario. Seguirán tirando de la cuerda que parece no romperse nunca.

  5. Interesante articulo, para alcanzar la productividad empresarial y laboral es indispensable tener a los empleados, esto traduce que entre mejor sean los salarios, mayor rentabilidad y crecimiento económico tendrán las empresas.
    Cuidar el capital humano, proporcionándole un ambiente de trabajo optimo y estimulándolos, se puede conseguir la meta deseada, sin importar que se tenga que trabajar mas, pero si están animados esto será pan comido.

Te puede interesar