Grundig reafirma su compromiso con la alimentación sostenible

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on telegram
Share on whatsapp
Share on email
Share on print
Redacción

Grundig, la marca líder de electrodomésticos y electrónica de consumo para el hogar, reafirma su compromiso con la alimentación sostenible en España y a nivel internacional en el Día Mundial de la Alimentación.

España desperdicia una media de 7,7 millones de toneladas de comida al año[1] y es el séptimo país de la Unión Europea que malgasta más alimentos. Mientras, a nivel mundial, la cifra se eleva hasta los 1.300 millones de toneladas de comida desaprovechadas todos los años. Unas cifras que Grundig se ha propuesto reducir a través de diversas iniciativas a nivel local y global y también mediante sus tecnologías orientadas a la sostenibilidad, con productos que permiten una mayor conservación de los alimentos.

Entre las campañas puestas en marcha por Grundig, Respect Food tiene por objetivo concienciar y motivar un cambio de actitud en la población sobre la cantidad de alimentos que se desperdicia en los hogares. En concreto, se estima que entre el 30% y el 40% de la comida desaprovechada en España se genera en los hogares. Además, según un estudio elaborado por Grundig[2] para conocer la actitud de los consumidores en relación al desperdicio de alimentos, un 90% de los europeos se muestra preocupado por la cantidad de comida que malgasta, aunque un 57% reconoce que la apariencia es el factor principal para desechar un alimento.

Respect Food cuenta como embajador oficial con el prestigioso chef Massimo Bottura, propietario del restaurante Osteria Francescana, con tres Estrellas Michelín. Mientras, Grundig participa en Food for Soul, la organización cultural sin ánimo de lucro fundada por Bottura para reducir los residuos de alimentos en el mundo, de tal manera que la firma y el chef comparten el objetivo común de aprovechar al máximo los alimentos en casa.

Además, Grundig colabora en diversas iniciativas locales en España, como Cenas con fecha de caducidad, un proyecto gastronómico y solidario en el que los mejores chefs elaboran cenas en restaurantes efímeros con alimentos descartados para la venta por su caducidad o su aspecto. La firma tecnológica también ha colaborado en Nevera Solidaria, una iniciativa contra el despilfarro de comida que pone a disposición de las personas alimentos que para otros suponen un excedente, y ha colaborado en diversos show cookings de reaprovechamiento con reconocidos chefs, como Ana Parellada.

Grundig organiza asimismo talleres de concienciación dentro de los Grundig Lab’s, en los que enseña cómo organizar la nevera para conservar los alimentos durante más tiempo o cómo aprovecharlos para otros usos, como el cuidado personal, cuando ya no son aptos para su consumo.

“Malgastar los alimentos es malgastar la vida. Es necesario respetar la comida y concienciar a la población de la necesidad de una alimentación sostenible para hacer del mundo un lugar mejor”, comenta Cem Akant, General Manager de Grundig. “La lucha contra el desperdicio de comida debe comenzar en los hogares, por eso Grundig apuesta por el desarrollo de innovaciones tecnológicas que ayuden a prevenir el malgasto de alimentos”, añade Manuel Royo, Director de Marketing de Grundig.

De cara al futuro, Grundig seguirá apostando por la tecnología y la innovación como herramientas fundamentales contra el desperdicio de alimentos y, al mismo tiempo, continuará participando en nuevos proyectos por una alimentación sostenible.

Branded content by Grundig

Te puede interesar