Una desacreditada Intermón Oxfam propone ahora subir los impuestos

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on telegram
Share on whatsapp
Share on email
Share on print
Redacción

Oxfam Intermón ha publicado recientemente su informe titulado “Desigualdad 1-Igualdad de Oportunidades 0. La inmovilidad social y la condena de la pobreza”, en el que denuncia que la desigualdad en España se disparó durante la última crisis y sus consecuencias no se han conseguido revertir, pese a la recuperación. 

Esta ONG, que recientemente saltó a la palestra tras conocerse varios casos de abuso sexual en Haití de sus directivos, propone en España subir los impuestos para acabar con esta situación.

Esta ONG, que recientemente saltó a la palestra tras conocerse varios casos de abuso sexual en Haití de sus directivos

En 2018 Intermon Oxfam dice haber investigado 60 casos de este tipo y en ellos estarían involucrados hasta 120 cooperantes, algunos de ellos acusados de haber contratado los servicios de varias prostitutas durante el último terremoto de Haití, pagados con el dinero del contribuyente británico a través de las subvenciones que percibe la organización. 

En España, según Intermon Oxfam, ONG vinculada a la extrema izquierda y a los círculos de Podemos, la pobreza aumentó durante la crisis cuatro veces más de lo que se ha reducido con la recuperación.

Esta polarización es el reflejo de la grave crisis de desigualdad que vive el planeta. La creciente brecha entre las personas ricas y pobres está poniendo en peligro la lucha contra la pobreza y castiga sobre todo a mujeres y niñas. En el mundo, la fortuna de los milmillonarios -9 de cada 10 son hombres- aumentó en un 12% en el último año, es decir, 2.500 millones de dólares diarios. Sin embargola riqueza de la mitad más pobre de la población -3.800 millones de personas- se redujo en un 11%, según detalla el informe con el análisis internacional “¿Bienestar público o beneficio privado?”, que publica también hoy la organización.

Dentro de nuestras fronteras, desde el inicio de la recuperación, el crecimiento económico ha beneficiado desproporcionadamente a las rentas altas. Así, el año pasado aumentaron en 16.500 los hogares en los que no entró ningún tipo de ingreso, alcanzando los 617.000. Mientras los ultramillonarios –personas cuyos activos netos equivalen o superan los 40 millones de euros- aumentaron en un 4%, llegando a la cifra récord de 1.690 personas.

“Esta alarmante crisis global de desigualdad es el reflejo del fracaso del sistema económico actual. Los Gobiernos deben actuar inmediatamente para lograr cambios reales y un futuro digno para todas las personas y no solo para una minoría privilegiada”, señala el director general de Oxfam Intermón (en España), José María Vera.

Te puede interesar