El pote asturiano se rebela: de la humildad al plato de culto

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on telegram
Share on whatsapp
Share on email
Share on print
Redacción

El pote asturiano toma protagonismo en la mesa. Más de 90 restaurantes de toda España lo han convertido en estrella de su oferta gastronómica hasta el 17 de marzo con su participación en el Campeonato de España de Pote Asturiano, que incorpora establecimientos de Cataluña, Baleares, Castilla la Mancha, Madrid, Alicante, Castilla y León y, por supuesto, Asturias en una apuesta por la cuchara y la tradición.

Dicen del pote asturiano que es el secreto mejor guardado de la gastronomía asturiana porque aunque sus raíces son más antiguas incluso que las de la fabada, durante mucho tiempo pasó desapercibido más allá de los Picos de Europa.

Al otro lado de la Cordillera Cantábrica, sin embargo, era el rey de la mesa durante los largos inviernos. Sus orígenes son tan remotos como la documentación lo permite, según recoge el Diccionario de Cocina y Gastronomía de Asturias de Eduardo Méndez Riestra.

Ya en la Edad Media se cocinaba en los fogones de los hogares. De hecho, toma el nombre del recipiente en el que se guisaba aunque se cree que su consumo data de mucho tiempo más atrás. Entonces era un caldo espeso con harina o legumbre en el que se cocía la verdura u hortaliza más abundante: berzas, nabos…y algún embutido. Con el tiempo, uno de esos potajes derivó en la fabada, santo y seña de la gastronomía asturiana, y el pote asturiano sumó ingredientes, como la patata.

Dicen del pote asturiano que es el secreto mejor guardado de la gastronomía asturiana porque aunque sus raíces son más antiguas incluso que las de la fabada

En la actualidad y aunque existen varias versiones que incorporan embutidos y productos típicos de cada área de Asturias, en el pote asturiano son protagonistas las berzas, las patatas, las fabas de forma testimonial y el compango: morcilla, chorizo, oreja, chosco, xuan… Reivindicar su valor es uno de los grandes objetivos del certamen promovido por Idea Redonda y la Junta Local de Hostelería de Cangas del Narcea con el patrocinio de Alimentos del Paraíso y el Ayuntamiento de Cangas del Narcea.

A su llamada se han sumado restaurante de todo el país y de todas las zonas de Principado: Grao, Tineo, Cangas de Onís, Oviedo, Gijón, Ribadesella, Mieres, Cangas del Narcea, Soto del Barco, Villayón, Allande, Parres, Piedras Blancas, Candás, Avilés, Siero o Belmonte de Miranda son algunos de los municipios que estarán representadas en el certamen. También Barcelona, Alicante, Madrid, Toledo, Ciudad Rodrigo, León y Mallorca.

Los quince mejores clasificados pasarán a una fase final que dirimirá un jurado de críticos gastronómicos. 

Te puede interesar