“La filosofía de nuestra marca es la eficiencia y la sostenibilidad del servicio”

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on telegram
Share on whatsapp
Share on email
Share on print
Redacción

Zity se crea en 2017 y se materializa a través de una joint venture participada por Renault y Ferrovial. El acuerdo entre las dos compañías quedó rubricado el 1 de agosto del 2017, y tras meses de trabajo, Zity comenzó a operar en diciembre de ese mismo año. Se trata de una de las empresas de carsharing que opera Madrid y pronto lo hará en otras ciudades españolas. Hablamos con Javier Mateos, consejero delegado de la compañía.

¿Cuándo deciden poner en marcha el servicio? ¿En cuántas ciudades lo hacen en un primer momento? Actualmente, ¿en cuántas están presentes?
Exactamente, Zity comenzó a rodar el 17 de diciembre de 2017 con una flota de 500 vehículos Renault ZOE 100% eléctricos. Inicialmente los coches se podían mover por toda la Comunidad de Madrid siempre que el alquiler finalizase dentro de la Zona de Servicio ZITY. Esta zona comprendía todo el radio de la M-30 y barrios aledaños como Sanchinarro, Las Tablas, Hortaleza, Barrio de la Concepción, Quintana y Pueblo Nuevo. En total 75 Km.². En enero de este año 2019, se amplió la flota a 650 coches y, actualmente, la cobertura actual del servicio es por toda la comunidad de Madrid, todo el radio de la M-30 y los barrios de Sanchinarro, Las Tablas, Hortaleza, Barrio de la Concepción, Quintana, Pueblo Nuevo, parte de Peñagrande, Mirasierra, Pinar del Rey, Mirasierra, Montecarmelo, Fuentelarreina, Simancas y Salvador. Además, distritos del este y sureste de Madrid como Puente de Vallecas, Villa de Vallecas, Moratalaz y Vicálvaro, así como los barrios de Vinateros, Portazgo, Palomeras Sureste, Pavones, Marroquina, Horcajo, Rosas y a los alrededores del estadio Wanda Metropolitano. Zity es el primer carsharing en llegar al aeropuerto y el primero en ampliar su zona de servicio fuera de Madrid a poblaciones como Alcobendas y Pozuelo de Alarcón. Recientemente, hemos comunicado la ampliación del área de servicio a nuevos barrios como Tres Olivos y Puerta del Ángel, y a nuevas localidades de la Comunidad como San Sebastián de los Reyes y Coslada.

¿Tienen algunas otras en proyecto para este año o el que viene? ¿Tienen previsto realizar algún tipo de expansión internacional? ¿Hacia qué mercados?
Zity es un proyecto muy joven y Madrid es la primera ciudad en la que hemos lanzado el servicio de carsharing. Dado el éxito de Zity en Madrid, entre nuestros planes de futuro a corto plazo se encuentra ir aumentando el negocio en localidades de Madrid, aunque no se descarta dar el salto a otras ciudades de España y de otros países cuando haya oportunidad. Tanto Ferrovial Servicios como Renault son grandes multinacionales, por lo que es lógico pensar en una expansión internacional del proyecto.

¿Cuál es la filosofía empresarial que guía el día a día de sus empleados?
La filosofía de nuestra marca es la eficiencia y la sostenibilidad del servicio con el fin de que la experiencia de nuestros usuarios sea excelente.

¿Cuál ha sido la facturación anual alcanzada por la compañía en 2018? ¿Qué previsiones manejan para 2019?
Zity es un proyecto a largo plazo, pero teniendo en cuenta la evolución que está experimentando el sector (en un año ha crecido un 40%) somos optimistas con 2019. La escalabilidad del proyecto será clave para la evolución positiva de las cuentas de Zity.

¿Qué novedades han presentado recientemente?
Zity es la primera empresa de carsharing en aplicar un modelo de franquicia dinámico, que va disminuyendo a medida que el usuario realiza más viajes sin ningún incidente. Este modelo entró en vigor el pasado 8 de mayo, y comprende dos tramos de franquicia diferenciados por la edad del conductor:

-Mayores de 26: Comienzan con una franquicia de 300 euros y se reducen 5 euros en cada viaje de más de 3 euros sin incidentes.

-Menores de 26: Comienzan con una franquicia de 600 euros y se reducen 5 euros en cada viaje de más de 3 euros sin incidentes.

-Si el conductor tiene 26 años o más, la tarifa máxima de la que parte son 300 euros, que podrá ir reduciendo hasta los 0 euros con descuentos de 5 euros cada vez que realice un viaje con un importe igual o superior a los 3 euros, siempre y cuando no haya provocado ningún incidente. Aplicamos iguales beneficios a conductores de 26 años o menos, pero, en este caso, se parte de una tarifa máxima de 600 euros, que se irá modificando hasta llegar a los 0 euros, cumpliendo las mismas condiciones anteriores. Esta novedosa ventaja es de carácter retroactivo, ya que se tienen en cuenta los usos que ya se hubieran realizado desde la fecha de registro. El usuario puede consultar su histórico de viajes en la app desde su alta en Zity, calcular desde qué importe de franquicia parte y hacer seguimiento de ésta.

Te puede interesar