S&P espera que el precio de vivienda suba un 5,5% este año y el 4,4% durante 2020

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on telegram
Share on whatsapp
Share on email
Share on print
Redacción

La agencia internacional Standard and Poor’s (S&) cree que el precio de la vivienda experimentará un incremento del 5,5% este año en España y se irá suavizando hacia el 4,4%, 3,9% y 3,3% en el siguiente trienio 2020-2022.

Su pronóstico lo incluye en un informe monográfico sobre el mercado inmobiliario en Europa divulgado este martes y donde augura un enfriamiento generalizado por efecto de la desaceleración económica.

En el caso específico de España, el encarecimiento se limitaría al 5,5% este año después de haberse incrementado un 7,2% en el año 2017 y un 6,7% el pasado ejercicio.

Pero aun así, continuaría destacando en Europa con una de las mayores progresiones en precios y solo superado por el 8% de crecimiento que augura en Portugal y el 6,5% en Holanda, mientras que en Alemania prevé alzas del 5,3%, en Francia del 3,4%, en Reino Unido que se mantengan estables y en Italia que, incluso, caigan un 0,9%.

Para efectuar su pronóstico toma de base que los precios crecieron en España un 6,9% en el primer trimestre y valora que la economía “está resistiendo la recesión en la eurozona”, como lo demuestra que el PIB creciese al 2,3% en la primera parte del año.

Por otro lado, apunta que la tasa de desempleo ha caído hasta los niveles de finales de 2018, gracias a un aumento “sólido” del empleo “y la confianza del consumidor continúa apoyando el mercado inmobiliario”.

También ayudan al mercado inmobiliario los bajos precios de las hipotecas, con un interés promedio del 2,1% que se limitaría al 1% en términos reales o descontada la inflación.

S&P cree que las transacciones continuarán siendo dinámicas y advierte potenciales presiones en el precio porque “el exceso de oferta en vivienda está desapareciendo y el mercado inmobiliario está cada vez más apretado”.

La firma matiza, en cualquier caso, las grandes disparidades regionales existentes, poniendo a título de ejemplo que “un metro cuadrado en Madrid cuesta más de tres veces que en Extremadura”.

A su juicio, el mercado laboral “continuará apoyando el crecimiento del precio de la vivienda, aunque la creación de empleo debería disminuir”, ya que espera que el crecimiento de la economía pase del 2,3% este año al 1,9% en 2020.

Su estudio confía que la demanda de viviendas se mantenga “fuerte gracias a condiciones económicas favorables y bajas tasas de interés”, que permitirán que la oferta hipotecaria no se encarezca.

Te puede interesar