La Diputación de Valencia aportará 20 millones extra al Fondo de Cooperación

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on telegram
Share on whatsapp
Share on email
Share on print
Redacción

La Diputación de Valencia ha decidido hacer una aportación extra de 20 millones de euros al Fondo de Cooperación Municipal en el marco de las medidas que ha impulsado para ayudar a los ayuntamientos de la provincia a paliar los efectos económicos y sociales de la crisis sanitaria del Covid-19. Esta cantidad se suma a los 40 millones previstos ya para 2020 por parte de la corporación provincial, 20 de ellos ya ingresados esta semana y 20 pendientes de abono. Con la nueva aportación por el coronavirus, la cantidad destinada por esta institución al citado fondo este año son 60 millones.

Así lo ha anunciado, en declaraciones a Europa Press, el presidente de la corporación provincial, Toni Gaspar, que ha destacado su voluntad de “movilizar recursos rápido, sin burocracia” para aportar dinero a los consistorios en un momento como el actual. Ha avanzado también que la medida se aprobará en “un pleno extraordinario” que la institución celebrará “en unos días” y ha resaltado que tras ello, “en breve”, el dinero “estará en los ayuntamientos”, las administraciones que “están en primera línea” y “en lo cotidiano”.

“Nuestra apuesta no es hacer planes de empleo ni otro tipo de planes sino destinar dinero directamente a los ayuntamientos y que ellos decidan dónde quieren aplicarlo según las necesidades que tengan. Así ahorramos tiempo”, ha expuesto Gaspar en este sentido, a la vez que ha apuntado que desarrollar planes conllevaría “retraso de meses”.

El responsable provincial ha valorado que “para movilizar más recursos” destinados a los ayuntamientos se pueda aprovechar el Fondo de Cooperación Municipal, “un instrumento que brinda la Generalitat” y en el que participa la Diputación, cuyos recursos “no están condicionados” y que “permite flexibilidad, evitar burocracia y que el dinero llegue rápido a las arcas” municipales para lo que sus responsables consideren “más prioritario”. “No somos una institución que va directa a la gente sino que llega a los ciudadanos a través de los ayuntamientos. Movilizamos muchos millones a través de los ayuntamientos, que son los que conocen las necesidades, y así llega mucho dinero a las familias y a los profesionales”, ha agregado.

Asimismo, Toni Gaspar ha destacado la decisión de aprobar en una sesión plenaria esta aportación extra de 20 millones al citado fondo con el fin de que no solo sea el equipo de gobierno sino “todos los grupos” con representación en la Diputación de Valencia “los que le den el visto bueno”. En esta línea, ha afirmado que ante la situación generada por el coronavirus y para frenar sus efectos ha contado “con la colaboración de todos”. “Todos han colaborado y es cosa de todos. Todos han aportado”, ha aseverado.

El también alcalde de Faura (Valencia) ha explicado que ante la crisis del Covid-19 y sus consecuencias la corporación provincial decidió en “un primer momento, un momento de urgencia” sanitaria, mantenerse en “un plano discreto” y “trabajar de modo callado para preparar el post” coronavirus, la fase en la que afrontar los efectos económicos y sociales y en la que retomar la actividad normal.

“Hemos trabajado para prepararlo todo. Nos gusta más la acción que el postureo y aportar más soluciones que titulares”, ha manifestado Gaspar, que ha añadido que las consecuencias del Covid-19 “no serán cosa de un par de meses” y que “afectará al presupuesto de la Diputación porque afectará a todos los municipios, que tendrán necesidades, y hay que estar a su lado”. Ha dicho que esta institución podía “optar por tomar muchas medidas pequeñas o por otras grandes con la mínima burocracia posible”.

En esta línea, el presidente de la corporación provincial ha detallado que se ha optado por “ser prácticos” y basar la actuación de esta entidad en “cuatro grandes patas”, una de ellas la referida a ampliar el Fondo de Cooperación Municipal.

“Dejarlo todo preparado”

Gaspar ha explicado que otra de estas medidas ha sido seguir trabajando en el plan de inversiones, por valor de 140 millones de euros, previsto por la Diputación para “dejarlo todo preparado” y posibilitar que cuando pase el estado de alarma por el coronavirus y se recobre la normalidad se pueda comenzar a hacerse efectivo y genere actividad y empleo.

De este modo, ha señalado la voluntad de aprobar sus bases “para que todas las reglas del juego estén claras” y los ayuntamientos puedan preparar la documentación y los trámites para contratar los profesionales o actuaciones necesarias con las que aplicar dicho plan. “Así estará todo preparado y tras el estado de alarma solo se tendrá que presentar –solicitudes y proyectos– y los 140 millones de euros estarán lo más rápidamente posible” distribuidos, ha expuesto.

Como “tercera pata” de este programa de ayudas, Toni Gaspar ha citado los servicios sociales, para los que se aumentan recursos y servicios como la teleasistencia, también con el fin de “agilizar” trámites y la llegada de fondos a los ayuntamientos. Finalmente, como “cuarta pata” de las actuaciones frente al Covid-19, la Diputación, que se encarga del servicio de recaudación de muchos ayuntamientos de la provincia, ha decidido aplazar para los contribuyentes el pago de impuestos.

“Esfuerzo de tesorería”

Así, se ha planteado retrasar el cobro de los impuestos a septiembre y en el caso del Impuesto de Bienes Inmuebles (IBI), a octubre-noviembre. El presidente ha asegurado que los ayuntamientos recibirán el dinero correspondiente a estos impuestos cuando estaba previsto y ha destacado que será la corporación provincial la que haga “el esfuerzo de tesorería” y avance a los consistorios el dinero que después recaudará.

El responsable provincial ha agregado que además, el presupuesto de la Diputación se verá alterado porque como consecuencia de la situación generada por el coronavirus “habrá muchas actuaciones previstas que no se podrán hacer”. Igualmente, ha resaltado la compra de material de protección hecha para distribuir entre los ayuntamientos y otras iniciativas adoptadas como un “plan de teletrabajo potente” en la institución, que “no ha parado”.

Te puede interesar