Sanidad prohíbe fumar en la calle y decreta el cierre del ocio nocturno en toda España

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on telegram
Share on whatsapp
Share on email
Share on print
Alfonso de la Mata

El Ministerio de Sanidad ha acordado con las comunidades autónomas el cierre de discotecas y locales de ocio nocturno para combatir la propagación del coronavirus. Entre otras medidas, también prohíbe fumar en la calle y terrazas, siempre y cuando no se garantice la distancia interpersonal de dos metros.

El Consejo Interterritorial del Sistema Nacional de Salud extraordinario celebrado hoy ha aprobado por unanimidad una serie de medidas que deberán aplicarse en todo el país, según informó el ministro de Sanidad, Salvador Illa, al concluir la reunión con los consejeros autonómicos.

Todas las regiones han acordado el cierre del ocio nocturno, restringir el horario de bares y restaurantes hasta la una de la mañana o prohibir fumar en calles y terrazas sin una distancia de dos metros.

De esta manera, cerrarán tanto discotecas como salas de baile y bares de copas, después de que hayan crecido los brotes con el ocio nocturno. Según los últimos datos de Sanidad, hay 58 brotes y más de 1.700 casos relacionados con discotecas y salas de ocio nocturno.

Asimismo, la hostelería deberá cerrar a la una de la mañana y los restaurantes no podrán admitir clientes a partir de la medianoche. También deberán garantizar la distancia de metro y medio entre clientes.

Como ya hizo Galicia, todas las comunidades autónomas aplicarán ahora la prohibición de fumar en la calle y terrazas cuando no se pueda garantizar la distancia interpersonal.

Asimismo, en las residencias de mayores habrá que realizar pruebas PCR a los nuevos residentes y a todos los trabajadores cuando regresen de las vacaciones o se incorporen nuevos empleados al personal. Además, las visitas no podrán ser de más de una hora y se limitarán a un familiar por residente.

En caso de actividades multitudinarias, Illa señaló que la autoridad sanitaria de cada comunidad autónoma deberá llevar a cabo una evaluación del riesgo para determinar su celebración.

Todas estas medidas son de aplicación obligatoria, aunque el Consejo Interterritorial también destacó una serie de recomendaciones.

En este sentido, el ministro Illa pidió a todos los españoles que limiten los encuentros sociales a “grupos de convivencia estables”, de forma que los encuentros con personas ajenas a ese círculo deben limitarse “al máximo”. De hecho, todas las reuniones sociales debería ser, precisó el ministro, de un máximo de 10 personas.

PERSEGUIR LOS BOTELLONES

En este punto se detuvo especialmente en los jóvenes, a los que pidió “mantener disciplina en estos meses hasta que no tengamos un tratamiento eficaz o una vacuna”.

En concreto, recordó el ministro que en España están prohibidos los botellones e instó a las comunidades autónomas a aplicar el “régimen sancionador” con contundencia para evitar que los jóvenes beban alcohol en la calle.

Salvador Illa informó de que todas estas medidas se pondrán en marcha en todas las comunidades autónomas “a la mayor brevedad” y destacó que las regiones disponen de instrumentos adecuados para combatir el coronavirus.

Por el momento, descartó poner en marcha otras medidas más duras, ya que, pese al crecimiento de casos de los últimos días, el 55% de las personas contagiadas son asintomáticas y un 32% de los casos son de contactos estrechos de positivos anteriores.

(SERVIMEDIA)

Te puede interesar