UPTA calcula que más de 200.000 autonónomos del sector restauración están “abocados al cierre forzoso” y exige al Gobierno medidas urgentes

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on telegram
Share on whatsapp
Share on email
Share on print
Alfonso de la Mata

La Unión de Profesionales y Trabajadores Autónomos (UPTA) estima que “más de 200.000 autónomos” del sector de la restauración están “abocados al cierre forzoso” desde este lunes debido a las nuevas restricciones y exigió al Gobierno la puesta en marcha del “cese de actividad extraordinario” y otras medidas urgentes para paliar la situación.

La organización valoró los datos publicados este lunes por el Instituto Nacional de Estadística (INE), en los que se refleja que la facturación de las empresas cayó un 16% en junio en relación con el mismo mes de 2019, y subrayó que las ventas en el comercio se redujeron un 60% frente a la primera quincena de agosto del año pasado y que “ni la pequeña hostelería se salva de la situación”, dado que su cifra de negocio se redujo en un “50% esta temporada”.

“Se tiene que activar de forma urgente el cese de actividad extraordinario y hay que exonerar del pago de cuotas a la Seguridad Social a todos aquellos autónomos que como consecuencia de la actual situación no pueden asumir sus obligaciones económicas”, aseveró el presidente de UPTA, Eduardo Abad.

“El cobro del 70% de la base de cotización es el único balón de oxígeno que tienen. Además, si los ERTE (Expediente de Regulación Temporal de Empleo) se amplían hasta el próximo 2021 el cese de actividad debe extenderse de la misma manera”, agregó.

La organización también solicitará un “replanteamiento fiscal” para aliviar la tasa impositiva, rebajar el IVA en los sectores afectados y un plan de reestructuración para aquellos que cierren su negocio definitivamente.

Según los cálculos de UPTA, solo el 25% de los autónomos de temporada han podido solicitar la prestación de cese de actividad y alega que para ellos la “situación es límite” dado que no pueden trabajar en sus actividades y tampoco pueden acogerse a ayudas.

En ese sentido, considera que los rebrotes y las últimas restricciones que se han adoptado por parte del Gobierno colocan en una situación “angustiosa” a millones de trabajadores por cuenta propia que “viven con incertidumbre el futuro”.

(SERVIMEDIA)

Te puede interesar