La oferta de habitaciones en piso compartido crece un 32,3% interanual y la edad media de los inquilinos sube a 31 años

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on telegram
Share on whatsapp
Share on email
Share on print
Alfonso de la Mata

La oferta de habitaciones en piso compartido en las capitales españolas creció un 32,3% en el último año, según un estudio publicado este lunes por Idealista en el que también se refleja que la edad media de los inquilinos de este tipo de viviendas subió hasta los 31 años.

El informe también revela que el aumento de la oferta provocó que en la ciudad de Palma el alquiler de las habitaciones se haya reducido un 7%, mientras que en Barcelona (-6%), Madrid (-3,7%), Málaga y San Sebastián (-2,6% en ambos casos), Bilbao y Las Palmas de Gran Canaria (-0,6% en las dos ciudades) y Pamplona (-0,1%) también han bajado los precios.

Por el contrario, los mayores incrementos se registraron en Segovia (15%), seguido por Lleida (13,3%), Huelva (12,7%), A Coruña (11,3%), Ávila (11,1%), Palencia (10,6%), Girona (9,7%), Cáceres (9%) y Cádiz (8%).

A pesar de la caída, Barcelona es la ciudad con las habitaciones más caras de España dado que, de media, se piden alrededor de 415 euros mensuales. Tras la Ciudad Condal se sitúan San Sebastián (414 euros mensuales), Madrid (400 euros) y Palma (388 euros).

En cambio, Ciudad Real es la ciudad más económica de entre las analizadas por Idealista con 167 euros mensuales, seguida por Badajoz (171 euros), Cáceres (179 euros) y Jaén (199 euros).

Por otro lado, la plataforma inmobiliaria señaló que más de la mitad de toda la oferta de pisos compartidos se reparte entre las ciudades de Madrid y Barcelona, que acumulan el 34% y el 26% de todas las habitaciones que se anuncian en España. Les siguen Valencia, con el 8% de los anuncios, Sevilla (4%) y Málaga (3%).

En el estudio también se analizó el perfil de las personas que viven en pisos compartidos y, aunque los datos varían en función de la zona, a nivel nacional la edad media se elevó hasta los 31 años, viven en el centro de las grandes ciudades, no fuman ni permiten que se haga en la vivienda y no tienen ni admiten mascota.

En la mayoría de los pisos compartidos conviven hombres y mujeres (70%), mientras que el 25% solo tiene habitantes femeninas y el 5% solo compañeros masculinos, añade el informe.

(SERVIMEDIA)

Te puede interesar