Triodos Bank redujo su beneficio un 63% en el primer semestre, hasta los 6,7 millones de euros

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email
Redacción

Triodos Bank obtuvo un beneficio neto en el primer semestre del año de 6,7 millones de euros, lo que supone un 63% menos que en el mismo periodo de 2019 (11,4 millones).

La compañía aseguró hoy en un comunicado que esta importante reducción se debió casi en su totalidad al significativo aumento de las provisiones por pérdidas de crédito (12,6 millones frente a 2 millones de la primera mitad de 2019) derivadas del impacto del coronavirus.

El CEO de Triodos Bank, Peter Blom, afirmó que “la primera mitad de 2020 nos ha enfrentado a desafíos inesperados que dejarán su huella en muchos ámbitos de la sociedad”.

“A corto plazo, tendremos que afrontar retos económicos, especialmente si las ayudas públicas relacionados con el Covid-19 vencen antes de que se produzca una recuperación económica completa”, dijo. “A medio y largo plazo, tanto las empresas y los proyectos que financiamos, así como Triodos Bank, estaremos bien posicionados para formar parte de la recuperación económica que debería ser más sostenible y socialmente inclusiva”.

En los seis primeros meses de 2020, Triodos Bank incrementó su actividad de financiación a empresas, instituciones y proyectos sostenibles. Los préstamos crecieron en el primer semestre de 2020 un 4,6 % (primer semestre de 2019: 5,7%) y las hipotecas concedidas a particulares aumentaron un 13,8%, en comparación con el 14,6% registrado durante el mismo período del año pasado.

La relación entre los préstamos concedidos y los fondos depositados fue del 75% a finales de junio de 2020 y se mantiene estable en comparación con el ejercicio anterior.

Los activos gestionados por el Grupo Triodos aumentaron un 4,7% hasta los 18.600 millones de euros en el primer semestre del año. Este aumento de activos gestionados se debió principalmente a un fuerte incremento del balance, de 797 millones de euros.

Los ingresos totales aumentaron ligeramente en la primera mitad de 2020 en comparación con 2019 debido a unos mayores ingresos por intereses por el incremento de los volúmenes de préstamo, a pesar de los márgenes decrecientes que son el resultado del histórico contexto de bajos tipos de interés en Europa.

ESPAÑA

En España, Triodos Bank alcanzó los 1.541 millones de euros en financiación de la economía real en los sectores medio ambiental, social y cultural. Este crecimiento, según explica en un comunicado, se debe al aumento del volumen de crédito en un 9,2% en los seis primeros meses de 2020 (mismo periodo de 2019 fue un 9,0%).

Durante los seis primeros meses de 2020, la entidad se ha sumado a las medidas de financiación puestas en marcha desde el Gobierno para paliar la crisis económica derivada de la pandemia Covid-19. Por un lado, ha facilitado la financiación a autónomos y empresas a través de la línea de avales de ICO aprobada en el RD Ley 8/2020 de medidas urgentes extraordinarias.

Por otro, el banco ético ha participado en el acuerdo del Ministerio de Cultura y Deporte, suscrito en el mes de mayo, para la concesión de préstamos al sector cultural, avalados por Crea SGR, y que ayudan a paliar las pérdidas millonarias del sector, especialmente en empresas del ámbito audiovisual, artes escénicas, industria musical, industria del libro y bellas artes.

Además, Triodos Bank está aplicando en estos meses la moratoria hipotecaria y de alquiler de la vivienda habitual a personas en riesgo de exclusión y vulnerabilidad. Otra de las iniciativas llevada a cabo en este semestre ha sido la campaña de ‘matchfunding’ ‘Donax2’ impulsada por la Fundación Triodos con fondos aportados por Triodos Bank y por particulares. Las 6 iniciativas innovadoras seleccionadas han logrado recaudar los fondos necesarios para poner en marcha su proyecto de lucha contra los efectos de la pandemia.

El director general de Triodos Bank en España, Mikel García- Prieto, destacó que su crecimiento refleja el “firme compromiso de generar un impacto positivo a través de la actividad de financiación de los sectores social, cultural y medioambiental en España, más aún en estos meses, difíciles a consecuencia de la pandemia”.

“El Covid-19 ha puesto a prueba a las personas, los límites de nuestro sistema y la solidaridad europea y de las instituciones. Es urgente acelerar el cambio real de todo el sistema financiero hacia un futuro resiliente y saludable. Un futuro pasa por poner a las personas y la vida en el centro de las iniciativas económicas, en todos los ámbitos”, añadió. “Nuestro modelo de banca ética que tiene ya 40 años en Europa y 15 en España, pone de manifiesto que esta manera de hacer finanzas es posible, sostenible y contribuye a poner las bases para una sociedad sana”.

(SERVIMEDIA)

Te puede interesar