Los expertos proponen 10 fórmulas para la coexistencia del empleo con el coronavirus

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email
Roberto Perez Abella

Los últimos datos de evolución del paro en el mes de septiembre publicados por el Ministerio de Trabajo muestran a 3,7 millones de personas desempleadas en plena crisis del coronavirus, medio millón más que al principio de la pandemia en febrero.

Estas cifras exponen como más de 700.000 trabajadores se encuentran bajo los Expedientes de Regulación Temporal de Empleo (ERTE) y cómo en estos primeros 9 meses de 2020 se han firmado un 30% menos de contratos que en el año anterior. Además hay que añadir una tasa de desempleo juvenil que supera el 40%.

La Fundación para el desarrollo de la función de Recursos Humanos (Fundipe) ha colaborado con la Fundación Ergón para la creación de este estudio basado en las respuestas de 600 profesionales del empleo y los recursos humanos. Gracias a esta recopilación de información han podido analizar la situación actual del empleo y proponer 10 puntos para mejorar el futuro del mercado laboral.

Las propuestas se han expuesto dentro del Informe Innova Ergón 2020, en el que la Fundación reflexiona sobre el punto de vista asistencial de las políticas activas, la cantidad y cualidad de los recursos destinados a ellas, mientras elabora instrumentos que permitan los ámbitos de colaboración entre el sector público y las iniciativas no públicas, por ejemplo.

Los responsables del estudio lo han organizado en dos vertientes, en las que diferencian 5 propuestas que atañen temas normativos y otras 5 de carácter social.

El desarrollo de un nuevo modelo de contratación es uno de los puntos del informe, en el que se propone una simplificación del modelo de contratación en tres opciones: indefinido, temporal y por obra o servicio. Otro punto que defienden desde el estudio es la incorporación al modelo de contratación criterios para regular los trabajos no convencionales o nuevos formatos laborales que afectan por ejemplo a los repartidores de comida a domicilio.

Otra de las propuestas estudia regular los empleos de la ‘Gig Economy’ con plantillas híbridas formadas por trabajadores fijos y con eventuales que respondan cuando los picos de demanda lo requieran. La homogenización de las políticas de contratación de la Administración es otra de las propuestas definidas por el informe de Ergón, en el que se busca dotarlas de coherencia para no sufrir los efectos del envejecimiento de esa plantilla y evitar la desigualdad laboral que podría generarse.

En cuanto a las subvenciones de contratación, el punto propuesto propone reducirlas al 50% y ajustarlas a políticas concretas de fomento del empleo, de manera que inviertan los ahorros en políticas activas, denunciando la falta de estudios sobre su eficiencia real.

Entre las propuestas de carácter social, destaca el punto de facilitar el acceso al ingreso mínimo vital con el objetivo de generar unos niveles de renta adecuada para que puedan desarrollarse ciertos colectivos. También se defiende en el informe el desarrollo de una tarjeta social que unifique el historial laboral y personal del ciudadano.

Otro punto del decálogo es la creación de un salario mínimo escolar que conviva con las becas e incentive la formación profesional. La última propuesta arrojada desde el estudio es motivar a los centros de enseñanzas por el desarrollo de planes de colaboración con organizaciones y empresas para ofrecer contenidos más adaptados a las necesidades del mercado de trabajo.

Aquí puedes acceder al estudio completo de la Fundación Ergón.

Te puede interesar